Crysis 3,¡Que comience la cacería!

Pese a que Crytek se ha empeñado en vender Crysis 3 más como un logro técnico que como un juego integral, lo cierto es que se trata de un FPS que sobresale por algo más que su componente estético, al brindar una experiencia con una identidad propia, aunque muy breve.

A diferencia de otras reseñas, aquí vamos a empezar por lo gráfico para dejar eso de lado de una buena vez. Crysis 3 es una experiencia visual que pasará a la historia por ser de lo más destacado en esta generación de consolas. El hecho de estar situado en un entorno mitad selvático, mitad urbano, deleita a la mirada y lo mejor es que dentro de este ecosistema híbrido existen diferentes áreas que aportan frescura, así como destructibilidad y hasta fauna. Vaya, no es un ambiente estéril y aún cuando comenzamos combatiendo en un complejo industrial, muy pronto nos vemos en los remanentes de una estación de trenes, en una presa, en las ruinas del Barrio Chino y más.

 

En el retrato que Crytek hizo de Nueva York hay un denso follaje que cubre gran parte de la ciudad, y dentro de él habitan venados, ardillas, peces y hasta cucarachas. De hecho, le disparamos a una ardilla en un ánimo de descubrir qué tan interactivo era el mundo de Crysis 3 y descubrimos con una maliciosa sonrisa que sucumbía ante nuestros disparos –lo sentimos PETA–.

Las plantas se mueven cuando pasamos entre ellas o cuando el viento las agita, el agua brilla cristalina mientras fluye por pequeños riachuelos o estanques en los que podemos nadar y por supuesto, la pantalla se llena de destellos, chispas y espectaculares explosiones cuando la acción se desata, aunque el juego favorece más el sigilo, de lo que hablaremos más adelante.

En pocas palabras, Crysis 3 deja poco que desear en términos visuales, si bien a diferencia de otros de EA, aquí las animaciones sí denotan cierta rareza, sobre todo cuando los enemigos caen abatidos, y el audio, es decente sin llegar a ser precisamente estelar. Crysis 3 se queda lejos de la riqueza acústica de Battlefield 3 donde cada estallido y disparo cambia de acuerdo con el entorno, la distancia y demás variables.

Entremos ahora en materia de argumento y jugabilidad.

Crysis 3 se sitúa varias décadas después de los acontecimientos de su predecesor. El Profeta ha caído en manos de C.E.L.L., al igual que la Gran Manzana, ahora acondicionada como un gigantesco reactor que le permite a la citada corporación monopolizar el abasto energético del planeta y esclavizar a la gente. Pero hay una resistencia que libera a El Profeta con la esperanza de que una vez desatada, esta avanzada arma, mezcla de humano con Ceph, pueda derrotar a C.E.L.L.

El Profeta, por otro lado, tiene su propia agenda, pues piensa que los verdaderos enemigos siguen siendo los Ceph –aunque no aparecen desde hace años– y está dispuesto a destruir C.E.L.L. si con ello llega a reencontrarse con los letales extraterrestres que atormentan su mente.

La historia francamente no es del otro mundo, es cierto que tiene algunos giros al final, profundiza en los antecedentes de personajes secundarios como Psycho, y lógicamente, da cierre a la trilogía en una forma satisfactoria pero predecible.

A veces es descrito como un FPS sandbox, lo cierto es que al igual que su antecesor, Crysis 3 es un juego lineal que obliga al jugador a ir de un punto A a un punto B, con checkpoints en el trayecto. La distinción radica en que los entornos son suficientemente grandes como para brindar flexibilidad en la forma como se abordan los objetivos y la manera en que se despacha a los enemigos. Eso lo diferencia de un Call of Duty, por ejemplo, donde más bien hay un corredor con paredes invisibles y una balacera sin fin.

crisys 3

 

Las flechas tienen puntas explosivas, de shock eléctrico, conversionales y otras que se hacen pequeños pedazos como si fueran municiones de escopeta

Para jugar Crysis 3 hay que ser pacientes e inteligentes. El Profeta constituye un ejército de un solo hombre y siempre es ampliamente superado en número, aunque no en tecnología. El nanotraje es una pieza tecnológicamente avanzada que le brinda al protagonista súper fuerza, súper resistencia y, más importante que todo: invisibilidad; todos estos atributos se desgastan y se recargan como una batería, lo que obliga al usuario a administrarse, ser táctico y silencioso.

Claro, siempre está la opción de disparar primero y hacer preguntas después, pero las cosas pueden ser más difíciles de esa manera y pocas cosas son más satisfactorias que ir despachando enemigos uno por uno sin que siquiera se den cuenta de qué los golpeó u ocultarse bajo el agua y atacar cuando menos lo esperan.

En Crysis 3 ahora cuentas con un arco… Ok, al inicio puede parecer extraño hablar de un arco cuando tenemos un juego futurista con un personaje biónico al centro de la historia, pero lo cierto es que esta pieza tiene serias ventajas sobre un rifle de asalto convencional. De entrada, es completamente silenciosa; está conectada con el nanotraje, así que también se hace invisible; tiene puntas intercambiables que se adaptan a cualquier situación, por ejemplo, hay eléctricas para inhabilitar torretas; y más importante que todo lo anterior, es absolutamente letal. Tirar de la cuerda con toda la fuerza asegura un tiro mortífero y discreto, para evitarnos la molestia de tomar una metralleta, ponerle silenciador y esforzarse por atinar a la cabeza todas las ocasiones.

¿Esto hace al juego mucho más fácil? La respuesta es no. El arco es un arma más eficiente, pero más lenta y el número de flechas es finito, pueden recuperarse, pero te obligan a pensar 2 veces antes de desperdiciarlas. En pocas palabras, es un recurso táctico cuyo máximo potencial se obtiene jugando de manera inteligente.

crysis 3 2

 

Como de costumbre, siempre hay algunos barriles de combustible oportunamente acomodados para hacerlos estallar

Ahora bien, las armas se optimizan con el uso, desbloqueando nuevos accesorios, mirillas, agarres, etcétera, mientras que el nanotraje progresa en la medida en la que se acumulan nanocréditos para desbloquear alguna de las 16 mejoras disponibles; cada una cuesta de 1 a 3 nanocréditos y contribuyen a mayor poder, sigilo, armadura o velocidad. Aquí nuevamente hay una cuota táctica, pues no se pueden llevar las 16 mejoras a la vez ni siquiera si ya se desbloquearon, sólo puede portarse 4, así que se diseñan 3 paquetes de 4 mejoras para activar en un momento dado y que se adapten a cada situación o a la forma particular de jugar del usuario. Si eres un jugador de fuerza bruta, hay que invertir en poder y armadura; si prefieres el tipo asesino, la de sigilo es la categoría a desarrollar. Se trata de un sistema accesible y que motiva a mantener las manos en el control incluso luego de terminar el juego.

Y a propósito de terminar el juego, he aquí uno de los puntos más flacos de Crysis 3. La campaña, en la dificultad Soldado, que vendría siendo la normal, dura solamente 5 horas. Sí, el desarrollo del nanotraje es un buen aliciente para regresar y hay un multiplayer sólido, pero de cualquier forma esto es muy poco incluso para los estándares del FPS actual.

En cuanto al multiplayer, podemos decir que esta modalidad está suficientemente bien lograda como para justificar su presencia en el paquete y aunque se apega a los convencionalismos más tradicionales de progresión a la Call of Duty, con acumulación de experiencia y clases personalizables, la posibilidad de hacerse invisible y activar una armadura cambia un poco la aproximación a las partidas, sin importar si estas son de Team Deathmatch o por objetivos.

Ahora, sin lugar a dudas, la joya más brillante de la corona es el modo Hunter, donde la mayoría de los jugadores adopta el rol de soldado C.E.L.L., mientras unos pocos son cazadores con nanotraje, invisibilidad permanente y arco. La meta de los soldados es sobrevivir el mayor tiempo posible, y los cazadores deben acabar con todos los comandos rivales. Es una alternativa de juego equilibrada e interesante que realmente nos recordó aquellos momentos en la saga Depredador donde la tensión sube al máximo por la imposibilidad de ver al enemigo.

crysis 3 3

 

Además de El Profeta, Psycho es una de las figuras más importantes de Crysis 3

Al margen de esto, existe una docena de mapas y 6 modos de juego que extienden la experiencia, sin descubrir el hilo negro.

En resumen, Crysis 3 es un buen juego de disparos que luce excelente y se distingue de otros FPS por favorecer una aproximación más táctica y, por lo mismo, jugarlo resulta gratificante. Por desgracia, no podemos dejar pasar lo breve de la campaña como un defecto importante que perjudica el valor del paquete completo, ya que si bien se tiene el modo multiplayer como agregado, es insuficientemente adictivo como para compensar lo corto de la historia.

LO BUENO

Presentación gráfica sobresaliente. Mecánica de juego que favorece la estrategia y el sigilo. La implementación del arco le da un giro importante a la jugabilidad. Modo Hunter es una alternativa fresca para el multiplayer tradicional.

LO MALO

Con 5 horas de duración en campaña, es un juego excesivamente corto. La inteligencia artificial no representa un verdadero reto.

NOTA FINAL: 8.5

Articulo tomado de http://www.levelup.com/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s